Dallys Ferreira y el rostro del dolor, minutos después de enterarse de la muerte de su hermano

Por: Ciudad.com

Absolutamente quebrada, la actriz debió ser sostenida para salir del teatro Provincial, de Mar del Plata. Las impactantes imágenes de AM.

Martes 21 de Octubre del 2014

Su rostro es la viva imagen del dolor más absoluto. Dallys Ferreira se enteró de la muerte de su hermano menor, Jonathan (20), en plena función de la obra Sé infiel y no mires con quién, en el teatro Provincial de Mar del Plata. El joven murió al caer desde el cuarto piso de su departamento, en Ciudad del Este, y la policía caratuló la causa como suicidio, aunque continúa investigando el hecho.

"Se puso mal y entró en crisis. La atendieron y está bien, dentro de las circunstancias", contó Carolina Papaleo.

Devastada, la actriz paraguaya dejó el teatro a alrededor de las 2 de la madrugada, rodeada por sus compañeros. Quebrada por el dolor, Dallys debió ser sostenida por un médico y su compañero de elenco Matías Alé para poder caminar y subir al auto que la llevaría a su departamento. La cámara de AM registró las crudas escenas, manteniendo una respetuosa distancia de Ferreira.

Los medios se acercaron a la casa de la actriz, donde todo el elenco acompañaba a Dallys. Minutos más tarde, la joven paraguaya dejó el lugar junto a Alé en el auto de Emiliano, novio de Andrea Ghidone, para ir hasta la localidad de Dolores, donde se encontraría con su pareja, Nicolás.

Luego, los compañeros de Dallys hablaron con los medios en la puerta del edificio. “La verdad que fue una noche difícil. Estábamos en función cuando recibió el llamado. Se puso mal y entró en crisis. La atendieron y está bien, dentro de las circunstancias. Ella está viajando para encontrarse con su familia”, relató Carolina Papaleo.

Nicolás Scarpino contó cómo fue el momento en el que se enteraron de la dramática noticia. “Estábamos Caro y yo en el escenario, y dimos un pie para que entrara Celina (Rucci) y no entró nunca. Vino la asistente de dirección y nos dijo que estaba pasando una situación extrema”, recordó el actor. El cuadro, tanto en el escenario como en el backstage era muy difícil. “Fue irremontable, escuchábamos a Dallys que estaba ahí atrás”, completó Ghidone con tristeza.

MÁS NOTICIAS

Que horro por dios. Que

Que horro por dios. Que momento.
El tiempo atenuará el dolor y acomodorá las cosas, pero hasta mientras tendrá destrozado el corazón. Pobre niña.